RIBEIRA – La junta electoral de zona propone para Ruiz una multa de 600 euros por “inaugurar” el nuevo mercado municipal

El alcalde considera que cumplió de manera  escrupulosa la ley y anunció que recurrirá dicha resolución
A 600 euros asciende la sanción que la junta electoral de zona decidió proponer para el alcalde de Ribeira por considerar que es responsable como autor de una infracción del artículo 50.2 de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (Loreg). Dicho órgano entiende que el desarrollo entre el   22 y 26 de abril de la Feira da Educación en el nuevo edificio de la nueva plaza de abastos supuso la difusión de los logros de la corporación municipal. Dicho órgano señala que el mandatario presentó dicho evento indicando que “esta acción servirá para que los ciudadanos puedan conocer una infraestructura que será un referente del municipio como es el mercado”. Ruiz manifestó que cumplió escrupulosamente la ley y que piensa recurrir esa resolución.

La junta electoral de zona indicó que la citada ley dispone que toda infracción de las normas obligatorias establecidas en la misma que no constituya delito será sancionada con una multa de entre 300 y 3.000 euros si se trata de autoridades o funcionarios y de 100 a 1.00 euros si se realiza por particulares. En este sentido y atendiendo a las circunstancia que concurren en el supuesto enjuiciado, con especial relevancia al éxito de la convocatoria y su posible impacto en el electorado, la sanción propuesta es de 600 euros. Esa es la misma sanción que ese órgano acordó imponer a comienzos de este año al por aquel entonces alcalde pobrense, Isaac Maceiras, por considerar que inauguró el auditorio O’Lagar el 10 de mayo del año pasado, en periodo de elecciones de diputados al Parlamento Europeo, y dicha resolución precisaba que la multa era “adecuada y proporcionada”.

Por su parte, el BNG de Ribeira, que fue el partido que denunció los hechos ante la junta electoral de zona, quiso destacar que la propuesta de sanción confirma que “o PP infrixiu a lei inaugurando de maneira encuberta o novo mercado para obter réditos electorais e partidistas”. Asimismo, sostiene que esa resolución avala que las acciones emprendidas por los responsables de la formación frentistas en su momento “foron as correctas”.