RIBEIRA – Más de 500 personas siguen en dos salas del auditorio los consejos de Pedro García Aguado sobre la relación de padres e hijos

Ribeira pide a gritos desde hace mucho tiempo un nuevo auditorio con mayor capacidad que el actual para dar cabida a eventos en los que hasta ahora se quedó sin poder presenciarlo o, como fue el caso de ayer, fue necesario desplegar numerosas sillas en la sala superior para que el público pudiera seguir la actividad programada a través de un monitor. En la capital barbanzana despertó gran expectación la presencia en la tarde de este sábado de Pedro García Aguado, exjugador de waterpolo, disciplina deportiva en la que fue internacional absoluto con la selección nacional en 565 ocasiones, y con la que se proclamó campeón olímpico en 1996 y del mundo en 1998, pero sobre todo por ser el presentador del programa “Hermano mayor”, en Cuatro. Ofreció una conferencia bajo el título “Aprender a educar”.

Le acompañó el educador Francisco Castaño Mena, con el que explicó de manera amena y cercana, e incluso entre bromas, muchas pautas e instrumentos de utilidad para resolver los conflictos entre padres e hijos, en los que dieron gran importancia a la prevención y a la forma de actuar ante dificultades en la relación. Ambos explicaron muchas de las experiencias con jóvenes con las que se han enfrentado a lo largo de sus vidas profesionales y enfatizaron la importancia de establecer unas normas para evitar que los niños se conviertan en “tiranos”. Entre quienes siguieron las dos horas de conferencia, tanto directamente en el patio de butacas como los que lo hicieron a través de la pantalla en la sala de arriba, llegó a haber más de medio millar de personas.

Anuncios