BOIRO – Los cacos entran en una empresa de construcción y se van con las manos vacías

La nave de una empresa de construcción situada en el lugar boirense de Cimadevila fue asaltada en la madrugada del pasado domingo. Su propietario, que indicó que no iba a presentar denuncia en el cuartel de la Guardia Civil, relató que se percató de lo sucedido cuando el lunes por la mañana se encontró todo bastante revuelto en la oficina, con varios cajones abiertos. De todas maneras, este empresario especificó que en esta ocasión los ladrones se marcharon con las manos vacías, a diferencia de hace tres años, cuando también le entraron y los cacos se llevaron un radiador eléctrico.

Parece ser que los ladrones entraron en la nave por una ventana corredera de la primera planta, a la que accedieron ayudándose de un andamio que estaba instalado para realizar algunas reformas o mejoras en la nave. Cree que los cacos entraron buscando dinero, como en otras ocasiones -le entraron tres veces en el último lustro-, pues pese a disponer de diversa maquinaria y herramientas ni las tocaron. En ese sentido, precisó que desde hace mucho tiempo se toma la precaución de no dejar nada de dinero en su empresa, para que nadie tenga la tentación de entrar por coger un suculento botín.