RIANXO – Unas 50 personas velarán por la seguridad durante ceremonia de las bengalasy la cantata de “A Rianxeira”

La imagen de las bengalas encendidas volvió a causar gran sensación CHECHU

Debido a la previsión de que esta noche haya una masiva afluencia de vehículos y personas en Rianxo, con motivo de la ceremonia de las bengalas y la cantata de “A Rianxeira -2.00 horas-, y los fuegos artificiales -1.00 horas- que se aplazaron el domingo, desde la Policía Local se aconseja que para evitar retenciones el uso de los estacionamientos de las entradas a la villa, sobre todo para los que se van a marchar tras esos eventos.

A los conductores que procedan de Catoira y Pontevedra se les recomienda evitar la autovía y acceder por Isorna y Leiro, y que estacionen en las zonas habilitadas en Punta Fincheira, cementerio y Xogo dos Bolos -a 200 metros de la Praza Castelao-, mientras que el resto puede hacerlo en Rianxiño, que queda a 300 metros de la verbena. A los jóvenes se les aconseja usar los autobuses de la movida o noitebús, que se reforzarán esta noche. Y se reforzará el servicio  de taxis con taxistas de Padrón y Boiro.

Para garantizar la seguridad, se programó un dispositivo especial que incluye 10 agentes de la Policía Local, una decena de efectivos del Servicio de Intervención Rápida (SIR) de la Guardia Civil y una patrulla de la Benemérita, voluntarios de Protección Civil de Rianxo, una dotación del parque de Bomberos de Boiro, tres ambulancias con un médico, apoyo del personal del centro de salud, una grúa para retirada de vehículos.

También se adoptan otras medidas extraordinarias como el vallado del interior de la barandilla de piedra del Campo de Arriba para evitar que la gente se apoye en él y pueda ceder en una avalancha; la retirada de las terrazas de la Praza Castelao, así como de las calles de acceso a la misma una o dos horas  antes de la noche de «A Rianxeira» y hasta media hora después de la cantata, para facilitar la evacuación y dar una respuesta adecuada ante una posible situación de emergencia, y reducir la ocupación de los escenarios de las orquestas para que no se ocupen los accesos en las vías de evacuación.