BOIRO – Velo judicializa su discurso político querellándose contra el alcalde por presunta prevaricación administrativa

Le acusa del pago de más de 5 millones de euros en facturas con reparos del interventor municipal

Harto de que su discurso político caiga en saco roto y de elevar el tono de sus intervenciones sin conseguir nada de lo que pretende, el exalcalde boirense Manuel Velo, que actualmente se encuentra al frente de su proyecto Iniciativa Cidadá de Boiro, ha decidido cumplir su reiterada amenaza de acudir a los tribunales de justicia para que alguien le haga caso. Aunque el contenido de sus acusaciones no es nada nuevo, pues ya se ha publicado en reiteradas ocasiones, el propio edil boirense indica que se ha visto obligado a presentar una querella contra el actual mandatario local, Juan José Dieste, por supuesta comisión de un delito de prevaricación administrativa.

Velo precisa que la querella no sólo fue admitida a trámite por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 2 de Ribeira, sino que incluso ha citado a declarar al actual alcalde el próximo jueves, 26 de octubre, a la una de la tarde, a fin de que preste declaración en calidad de querellado, dentro de las diligencias previas del correspondiente procedimiento abreviado. Ese tribunal le advierte al alcalde boirense que tiene obligación de comparecer asistido por un abogado de su elección o uno de oficio, y que si no comparece o no alega causa justa que se lo impida, podrá convertirse dicha cédula de citación en orden de detención.

Manuel Velo indicó que durante los algo más de dos años que han transcurrido del actual mandato en el Concello de Boiro, Dieste le ha impedido “os dereitos fundamentais de participación política e cívicos”. Precisó que le ha negado los expedientes, el derecho a disponer de un local para su grupo municipal tal y como ya le hizo saber al Valedor do Pobo, y reitera sus denuncias por la presunta adjudicación de obras y servicios sin partida presupuestaria y sin concurso público ni contrato, así como el pago de más de cinco millones de euros en facturas con reparos del interventor municipal.

El portavoz de ICBoiro indicó que por esos motivos y en consonancia con las “boas prácticas na vida pública, cando un cargo público está imputado, hoxe trasmutado en investigado, o alcalde de Boiro debe dimitir”, subrayó. Es por ello que Manuel Velo solicita a Juan José Dieste que se aparte de su cargo al frente del Ayuntamiento “por estar a destruir a democracia e o Estado de Dereito en Boiro, por ocultación e mala xestión, con resultados de posible corrupción por reparos dos funcionarios aos expedientes de pago de facturas ilegais”, matizó Manuel Velo.

Anuncios