RIBEIRA – Sustraen el módulo de seguridad de una de las peluquerías de la parroquia palmeirense

Los ladrones han vuelto a entrar a robar en la peluquería Lidia, situada en la Rúa Río Azor, de Palmeira, aunque afortunadamente no se llevaron el mismo botín que en la anterior ocasión, cuando le sustrajeron secadores, planchas y otro material del negocio, así como diversos productos de estética y belleza. Se cree que los cacos entraron a robar en torno a las cuatro de la madrugada de este jueves, pues en ese momento el padre de la propietaria se despertó al escuchar unos ruidos, al igual que le sucedió a una vecina.

Pese a ello, cuando el familiar fue a mirar no observó a nadie en el lugar, ni tampoco en la calle. Pero, la otra persona que escuchó golpes, a los que inicialmente no dio importancia, se percató de que le habían entrado a robar al salir de su domicilio a las 6.30 horas para ir a trabajar y vio que estaba roto el panel inferior de la puerta del establecimiento, y que la luz interior de la peluquería encendida.

Esta circunstancia se la hizo saber al padre de la peluquera, a la que avisó seguidamente y se desplazó hasta su negocio, donde comprobó la veracidad del aviso, y llamó a la Policía Nacional, presentándose de inmediato una patrulla, que fue la que realizó una inspección ocular y poco antes de las diez de la mañana acudió su unidad científica para recoger huellas y pruebas y tomar fotografías. La propietaria echó en falta, inicialmente, el módulo de la alarma de seguridad.

Anuncios