O BARBANZA – La plataforma Stop Desahucios realiza gestiones para que tres familias no pierdan su vivienda

Stop Desahucios de O Barbanza ha recibido últimamente a tres familias en busca de ayuda. Una de ellas es de A Pobra, y está integrada por una madre -separada, enferma crónica y supuesta víctima de violencia de género- y su hija, que está en paro y sin prestaciones. La plataforma indica que el Juzgado Número Uno de Ribeira decretó la toma de posesión de la vivienda habitual para febrero, tras una ejecución hipotecaria de una entidad bancaria. Ya puso el caso en conocimiento de la Xunta para que inste a la suspensión del desahucio y se les aplique el Código de Buenas Prácticas. Y lo comunicó a la concejalía pobrense de Servicios Sociales para que emita un informe social y articule las ayudas necesarias para la situación de exclusión social en la que viven. Esta plataforma atiende a una familia de Corrubedo que vendió su deuda a un “fondo buitre”, con sede en Luxemburgo, y pide ayuda para mantener suvivienda. Stop Desahucios trabaja en lograr la suspensión de la ejecución hipotecaria que afecta a familia de Aguiño, para la que gestiona un alquiler social.