RIBEIRA – El hospital comarcal ya tiene un registro de últimas voluntades de los pacientes

La gerencia de Xestión Integrada de Santiago de Compostela puso en marcha un registro de instrucciones previas en el Hospital do Barbanza, siendo el  tercero de la red del Sergas que cuenta con una unidad para que los pacientes presenten sus últimas voluntades. Esta acción forma parte del compromiso del área sanitaria por el desarrollo de los derechos de los enfermos, entre los que se contempla el principio ético de autonomía.

A través de dicho servicio, quienes los deseen pueden obtener información y presentar el documento en el que expresen sus instrucciones con carácter previo al momento de no poder hacerlo por su estado de salud. Las voluntades anticipadas constituyen un instrumento para garantizar el respeto de los profesionales a decisiones de los enfermos sobre cuidados y tratamientos y el destino de su cuerpo.

Respecto al Clínico, que ya disponía de este servicio, 120 personas pidieron información, cifra similar a la de 2015 y el doble que en 2014, lo que supone cerca de 300 desde su apertura. Respecto al registro de instrucciones previas, 65 personas hicieron el documento de últimas voluntades en 2016, y 29 un año antes.