RIBEIRA – La imputada por el crimen de Yulisa mandó una carta a la juez para explicar lo sucedido, pero acaba echándose atrás

Ella y su pareja fueron trasladados este lunes de prisión a los juzgados por el procedimiento de la droga incautada, pero ambos se acogieron a su derecho a no declarar

melisa1melisa2

Una semana y media después del ingreso en prisión de Melisa Abelleira Castro y Ventura Lustres Miranda “O Farelo”, imputados por el crimen de la dominicana Yulisa Altagracia Pérez, ambos regresaron ayer a los juzgados de la capital barbanzana procedentes desde Teixeiro en un furgón de la Guardia Civil, previo paso por la comisaría, cuyos agentes fueron los que lo condujeron ante su señoría. El motivo de su presencia en sede judicial, previsto desde hace varios días, tenía que ver con un asunto de drogas. Sin embargo, según pudo saber “loqueyotedigo”, a finales de la semana pasada, la titular del Juzgado Número 1 de Ribeira, que se encarga de la instrucción de este caso y que entre el martes y viernes pasados ya tomó declaración a una decena de testigos, recibió una carta escrita por la mencionada Melisa Abelleira en la que parece que le indicaba que estaba dispuesta a hablar y aclarar ciertos aspectos sobre lo que pudo suceder. Incluso se llegó a apuntar que con su nuevos testimonio podría a incriminar una tercera persona.

De hecho, aunque por el momento no ha trascendido el contenido de esa misiva, parece que se habían depositado muchas esperanzas en ese testimonio para tratar de seguir aportando algo más de luz sobre lo que realmente sucedió. Pero, todo ello se vino abajo cuando la juez instructora le preguntó sobre ese aspecto y Melisa Abelleira le respondió que se lo había pensado mejor y que no quería hablar de ello, posiblemente por recomendación de la abogada que defiende sus intereses.

Esa fue la misma postura que mantuvieron tanto ella como su pareja, Ventura Lustres, al comparecer para declarar por un delito contra la salud pública, en la modalidad de tráfico de drogas, tras la incautación que efectuó la Guardia Civil de unas papelinas de cocaína en el registro practicado en el piso de la Rúa Tetuán. Eso mismo también tenía que ver con la tarrina de plástico con decenas de dosis de esa misma droga preparadas para su venta y que fueron localizadas durante el desbroce de maleza de una finca pegada a dicho edificio, justo debajo de una ventana de su piso. Ambos se acogieron al derecho que tiene cualquier imputado a no declarar, de ahí que su presencia por separado en los juzgados se prolongase no mucho más de veinte minutos cada uno. Luego fueron devueltos a la comisaría, en donde aguardaba el furgón de traslados para llevarlos de vuelta a la cárcel provincial de Teixeiro.

P18 F2 farelo2

En el exterior de los juzgados de Ribeira aguardaban familiares de Ventura Lustres, que trataron de acercarse a él a su entrada, pero la Policía Nacional se lo impidió, mientras que al salir de la sede judicial nada más ser introducido en el coche patrulla se descubrió la cabeza para que lo vieran y responder a los gestos de ánimo que le transmitieron. Luego insistieron en su inocencia, incidiendo en la idea de que “O Farelo” no sabía nada de lo ocurrido con el cadáver que a última hora del pasado 7 de junio fue localizado por un vecino de O Conchido a los pies de un viñedo en Fandiña, en Posmarcos. También confirmaron que Ventura Lustres mantenía una relación paralela con Yulisa Altagracia, tal y como se llegó a apuntar desde “loqueyotedigo”, y que Melisa Abelleira era muy celosa.