O BARBANZA – Rescatan a un marinero cuya embarcación chocó con una batea de un polígono entre Cabío y A Corna y que se hundió

El personal de la lancha Salvamar Sargadelos, de Salvamento Martítimo y con base en el puerto de Ribeira, rescató a las cinco y media de la madrugada del miércoles a un marinero cuya embarcación de 6,5 metros de eslora llamada “Charo”, con base en Portonovo, se hundió tras chocar con una batea de un polígono ubicado entre las playas de Cabío y A Corna. El único tripulante de este barco de madera estaba pescando con artes de enmalle cuando sufrió ese accidente y cayó al agua. Sin embargo, pudo salir a flote y se subió a la estructura flotante para el cultivo de mejillón contra la que impactó su barco.

Según puso saber “loqueyotedigo”, el accidentado hizo uso de sus sistemas de comunicación para dar la voz de alarma para que acudieran en su rescate. Además, echó mano de una linterna que llevaba encima para hacer señales y facilitar su localización a los equipos que acudieron en su auxilio, pues había poca visibilidad en ese momento en la zona. Y se movilizó una patrullera de la Guardia Civil y un pesquero que iba por la zona, pero ya no llegaron a intervenir.

El pescador fue localizado y llevado sano y salvo hasta el puerto ribeirense por la Salvamar Sargadelos. Aunque se quitó la ropa mojada y se le prestó un kit de supervivencia en la propia lancha de Salvamento Marítimo para evitar que la humedad pudiera afectarle, el hombre rescatado no precisó ningún tipo de asistencia médica al tomar tierra.