RIBEIRA – Unas 200 personas gritan “Lumes Nunca Máis” y demandan apoyo a los árboles autóctonos

El lema “Lumes Nunca Máis” recorrió a última hora de la tarde de este lunes la Praza do Concello de Ribeira en una concentración a la que asistieron unas 200 personas, que expresaron su rechazo a los incendiarios, pero también a las políticas que sustentan las catástrofes forestales. Se dio lectura a un manifiesto en el que se reclamó “tiempo” para comenzar el debate, pero también se hizo hincapié en la necesidad de reconocer los “erros” y solventarlos . Errores como incidir en las plantaciones de eucalipto y poner “atrancos” a la repoblación con especies autóctonas; pero también otros más directamente relacionados con las escenas de terror que se vivieron el domingo. “Houbo unha evidente falta de organización ao deixar circular nalgunhas estradas”, dijo el joven que hizo de portavoz. El colectivo demanda más ayudas para la limpieza de los montes y que se ponga fin a la “precariedade” en el servicio de extinción de incendios, rechazando el “despedimento” de los brigadistas de la empresa pública Servizos Agrarios Galegos, SA, (Seaga). Antes de la lectura del manifiesto, los asistentes guardaron un minuto de silencio en memoria de las cuatro personas fallecidas en los incendios registrados el pasado fin de semana. Como curiosidad, mientras se exclamaban consignas en contra de las políticas contraincendios de la Xunta, el portavoz cometió un lapsus al empezar a decir “Feijóo escoita, o ensino…”, para seguidamente y entre risas pasar a decir “Feijóo escoita, Galicia está en loita”.

Anuncios