RIBEIRA – Incautada a un vecino y en plena calle peatonal un arma prohibida que llevaba un cuchillo acoplado a modo de estoque

P16 F1.JPG

Una agente motorizado de la Policía Local ribeirense denunció a un vecino, cuya identidad responde a las iniciales J.S.S.G., de 49 años, por una infracción grave a la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana, al portar o exhibir un arma en la vía pública, y que lleva aparejada una sanción económica de entre 601 y 30.000 euros. Los hechos tuvieron lugar a media tarde del lunes cuando el policía se percató de que dicho individuo -le acompañaba otro hombre que disimuladamente se fue escapando del lugar-, llevaba en la mano ese objeto de unos 62 centímetros a modo de estoque. Este último, al percatarse de la presencia policial, trató de esconderlo, lo que hizo sospechar de que tratase de hacer uso del mismo contra alguien. Al llegar a su altura, el guardia le pidió que se lo enseñase, a lo que accedió, y comprobó que se trataba de un palo al que estaba acoplado un cuchillo de cocina. En ese momento le solicitó que lo tirase al suelo y no opusoresistencia, aunque empezó a proferir gritos e insultos hacia el policía, que había solicitado al apoyo de sus compañeros por si surgían complicaciones. Ese arma prohibida de defensa personal le fue incautada y se encuentra depositada en dependencias policiales.