BOIRO – Sorprenden en estado ebrio a una mujer que conducía un coche que tenía en llanta una rueda

IMG_20160612_124124

La Policía Local boirense citó para un juicio rápido a una conductora que pasadas las cuatro de la madrugada de este domingo, día 12 de junio, arrojó una tasa de 0,99 miligramos de alcohol por litro de aire espirado en el etilómetro de muestreo -en el de aparato de precisión dio tasas de 1,00 y 0,85-, y a la que también se denunció por tener la ITV vencida desde abril. Los agentes municipales le dieron el alto después de hacerle un seguimiento acompañado de señales luminosas del coche patrulla debido al excesivo ruido que hacía el vehículo Citroën Saxo que manejaba al circular por la Avenida da Constitución, y que comprobaron que se debía a que tenía en llanta la rueda delantera izquierda. Además, también se percataron de que la automovilista se encontraba bajo los efectos de bebidas alcohólicas. Tras la realización e las pruebas de detección alcohólica, la afectada requirió la presencia de una amiga para hacerse cargo del coche.

Por otro lado, la Policía Local boirense denunció a un conductor de un Volkswagen Passat que, tras bajarse del coche antes de un control preventivo frente a la gasolinera de Cimadevila, arrojó una tasa de 0,42 y de 0,40 miligramos de alcohol por litro de aire espirado en la prueba que se le practicó de manera voluntaria tras darle alcance, y después de que diera una tasa de 0,36 en el etilómetro de muestreo. El suceso tuvo lugar a las 6,10 horas de este domingo cuando los agentes de dicha unidad se percataron de que un turismo iba en dirección hacia Padrón  y se detuvo delante de un almacén de maquinaria de alquiler y sus dos ocupantes, tras bajar del mismo, empezaron a caminar hacia Boiro. Les dieron alcance en la curva das Fontaíñas  Tras notificársele la denuncia administrativa, para evitar la inmovilización del vehículo, el propietario y conductor del mismo llamó a un hermano para que se hiciera cargo de él.