O BARBANZA – Furancho Galician Food o la mano de Guillermo Simarro en la gastronomía

El nuevo restaurante madrileño está promovido por este empresario residente O Barbanza

foto2

Madrileños y turistas ya pueden disfrutar desde este viernes, día 11 de marzo, de la mejor gastronomía gallega con un toque de innovación y a un precio muy asequible en Furancho Galician Food, un restaurante que se inauguró un día antes en el número 5 de la céntrica  la calle Ventura Rodríguez, de la capital de España. El local toma su nombre de los furanchos, establecimientos habituales en el rural gallego, en los que amigos y vecinos suelen reunirse para disfrutar de los excedentes del vino de la cosecha, junto a tapas variadas. Con el tiempo, tal y como explicó en su apertura el consejero de Resgalsa (empresa que pone en marcha el restaurante), Guillermo Simarro, “los furanchos fueron diversificando su oferta gastronómica con productos a base de cerdo y, en algún caso también, de platos cocinados de todo tipo”. Este empresario, natural de Madrid, lleva años afincado en O Barbanza ya que su familia es la propietaria de Congalsa, empresa especializada en la fabricación de productos precocinados ultracongelados. “Queremos que la gente se sienta como en un restaurante de 50 euros el plato, pero pagando la tercera parte de esa cantidad”, señaló Guillermo Simarro. “Ofrecemos alta cocina a un precio muy razonable”, enfatizó el empresario.

Furancho Galician Food ofrece una variada carta de tapas y platos, repleta de sabores y reminiscencias gallegas. Abrirá sus puertas de lunes a domingo entre las ocho de la mañana y las doce de la noche, lo que lo convierte en un lugar ideal para desayunar, tapear o acoger comidas y cenas entre amigos, en familia o en pareja. Todos los platos que componen la carta son elaborados con productos gallegos de primera calidad procedentes de la huerta, del mar o de la cabaña ganadera gallega y la mayor parte de ellos están amparados por denominaciones de origen o indicaciones geográficas protegidas. La carta quiere ofrecer una nueva perspectiva de la cocina gallega, adaptando los productos más característicos de esta comunidad a nuevos formatos y presentándolos de un modo diferente. Así, por ejemplo, tal y como señaló Guillermo Simarro en el acto de inauguración, “los clásicos pimientos de Padrón los ofrecemos en tempura; mientras que las tradicionales zamburiñas a la plancha, son presentadas en el marco de chupitos de crema de patata, con suave ajada”.

Como entrantes, por ejemplo, es posible elegir croquetas de mejillón de la ría, de cuatro quesos gallegos o de lacón grelos y tetilla; así como empanada de lacón con chorizo, de pulpo con grelos o de mejillones con pasas. Sabores tradicionales e innovación se unen también en el resto de platos que componen la carta y entre los que destacan verduras gallegas con tacos de bacalao en tempura, pimientos de Padrón también en tempura, setas de ninfas del bosque empanadas con ali-oli al pimentón, chupitos de crema de patata con zamburiñas y suave ajada, navajas cítricas o cucharillas de mejillones de la ría en vinagreta de pimiento y cebolla. Junto a esto, también es posible decantarse por platos como tomate a la plancha con queso de Arzúa, brotes tiernos y bonito confitado; setas salteadas con rulo de cabra, canónigos y pimiento asado; mejillones y tomate deshidratado sobre crema de guacamole con cebolla y rúcula o paquetitos de salmón ahumado con queso de Cebreiro sobre endivias, lascas de calabacín, nueces y espinacas. No faltan en la carta otras propuestas ligadas a los productos gallegos del mar como pulpo  la mugardesa guisado con patatas, pimiento y cebolla; bacalao a la gallega sobre crema de patata; estofado de fabas de Lourenzá con pulpo o bonito de Burela confitado con crema de tomate y crujiente de puerro. Finalmente, también es posible elegir huevos rotos con patatas, pan de maíz y chorizo; jamoncito de pollo de corral estofado con quinoa; tamboril de zorza y risotto; carne ao caldeiro sobre puré de castaña o costilla de cerdo celta con milhojas de patata, queso de Arzúa y bacon.

También los postres incluyen entre sus ingredientes productos típicos de Galicia como queso de Cebreiro, orujo o albariño. Junto a esto, Furancho Galician Food pone a disposición de sus clientes una interesante carta de vinos conformada por blancos, tintos y espumosos de diversas denominaciones de origen gallegas tales como Monterrei, Ribeira Sacra, Ribeiro o Rías Baixas; así como licores autóctonos y diferentes combinados. Tal y como destacó el gerente del restaurante en el acto de inauguración, Pablo Pouso, “la amplitud de la despensa gallega es significativa y sería imposible poder recoger toda su variedad. Por eso, nos hemos concentrado en ofrecer unos pocos platos elaborados con la mejor materia prima y, poco a poco, iremos incorporando nuevas opciones a nuestra carta”. Opciones todas ellas que, siguiendo la filosofía de Furancho Galician Food de plena atención al cliente, van a ser siempre cocinadas con afecto y servidas con cariño para propiciar un ambiente relajado, agradable y cómodo.

Foto1