RIBEIRA – Un paseo fluvial de verdad

P20 F4

Hace aproximadamente medio año que está en servicio el paseo fluvial del río Sanchanás o Arlés, en Ribeira, y el primer temporal de lluvia de la época invernal ya dejó huella en él. El desbordamiento de dicho cauce fluvial ha provocado que varios de sus tramos, en poco más de un kilómetro que va desde el lavadero, que también se vio inundado, hasta el entorno de Muiño de Correa, quedasen cubiertos por una espesa capa de agua, que en algún punto incluso superó los 40 centímetros. Afectó de manera especial  los tramos de senda de material terrizo que van a la altura del suelo, que quedaron cubiertos por barro, así como a alguna rampa de madera de las pasarelas que se instalaron para salvar zonas de arroyos y riachuelos.

DSC_0341

La situación más elevada de estos tramos de madera evitó males mayores en esta primera riada, al poder pasar el agua por debajo de un lado a otro de dicha senda, pero de mantenerse la situación no resulta descabellado pensar que el agua podría cubrirla por completo y causar daños. Del mismo modo, el agua se extendió por infinidad de fincas, algunas propiedades situadas a bastantes metros de dicho río. No se sabe lo que sucederá si se mantiene la situación y la acumulación del agua y la crecida del río Sanchanás es aún mayor.

DSC_0324